• SIGLO XXX
    El Programa de lo Increible
  • SIGLO XXX
    El Programa Hereje de la Ciencia
  • OTROS MUNDOS





    Nos Controlan
  • APARICIONES
    Misteriosas

UNA PAGINA QUE FOMENTA LA LECTURA. CON MAS DE 1,300 ARTICULOS A SUS DISPOSICION

La conspiración de la prensa escrita.

REALISMO MÁGICO, LO REAL MARAVILLOSO,

CIENCIA FICCION O REALISMO FANTÁSTICO

Hoy día existe una barrera artificial, impuesta por directores y jefes de redacción particularmente de periódicos, en contra de un nuevo género literario. Se puede decir lo mismo de algunos científicos y entidades afines, letrados y académicos que lo señalan como asunto prosaico . Quizá se deba a que no esta claro para ellos el significado y definición que la nueva corriente ha tomado en estos tiempos.

El problema conceptual sobre la diferencia entre el Realismo Mágico y lo Real maravilloso ya dura más de treinta años. En los últimas décadas de este siglo se incrustó en la literatura otro término que vino a complicar la polémica, el Realismo Fantástico. Se que los estudiosos argumentaran que no existe tal cosa, agregando que en todo caso debe recurrirse a la Ciencia Ficción, genero por naturaleza más antiguo.

La polémica sobre los conceptos Realismo Mágico y lo Real Maravillosos discurre en torno a figuras de la literatura como García Márquez, Carpentier y Asturias. Es conveniente, en este ensayo, intentar establecer alguna diferencia.

Por definición los críticos literarios han utilizado la expresión “Mágico” para designar una tendencia en la novelística del siglo XX. Esta se caracteriza por la inclusión y el respeto a los mitos dentro de un contexto realista. No pocos estudiosos incluyen elementos sobrenaturales, míticos y de la creencia popular. No se trata de “presentar la magia como que fuera real” sino de presentar “la realidad como si fuera mágica”. Es una focalización de lo sobrenatural.

“Lo Real Maravilloso”, el cual pareciera nacido de las letras hispanoamericanas, no respetaría el significado y la integridad de los mitos que se insertan en las obras. Estaría configurado por elementos cotidianos que adquieren características descriptivas sobrenaturales. La fuente de lo real maravilloso serían las supersticiones y creencias populares las cuales son recreadas en su significación literal. Muertos que hablan con los vivos , monstruos de la narración popular , etc. Es de aclarar que para algunos críticos no hay que incluirlo en el metalenguaje literario como una categoría estética

El genero de la Ciencia Ficción recurre, como el término lo indica a elementos imaginarios y llenos de fantasía a los cuales incrusta hechos , sucesos y fenómenos científicos verificados y comprobados. Son generalmente narraciones imaginarias que en algún momento plantea posibilidades, recurriendo a la experiencia científica.

El Realismo Fantástico se sitúa como una corriente muy reciente, quizá habría que situarlo dentro de la escuela impresionista. En este el autor se coloca desde el punto de vista del espectador, dándole importancia a las sensaciones y las reflexiones que el lector pueda tener. Una de las características es el jugar con hechos reales, experiencias “in situ” o investigación de campo. El “Realismo Fantástico” utiliza como insumos elementos inverosímiles, asombrosos, inusuales, increíbles e inauditos; enmarcados en la cotidiana vivencia real de los protagonistas. El planteamiento de las hipótesis deberá ser riguroso para no entrar en terrenos de la ficción.

Esto es importante para aquel que trabaja esta corriente. Por la anterior razón muchas de las obras con las cuales el publico se ha entretenido creyendo ser Realismo Fantástico, no es más que

Ficción. El caso de los viajes a otros planetas o satélites, muchas de las llamadas abducciones (Adamski) , encuentros con monstruos (Chupacabras), accidentes de naves extraterrestres (Roswell), astroarqueología ( piedras de Ica) , autopsias extraterrestres o viajes al pasado o futuro (Caballo de Troya). Debemos hacer mención de un fenómeno editorial de los últimos años, las publicaciones (revistas) que trabajan con los fenómenos de excepción (Año Cero, Mas Allá, Karma 7 o la desaparecida Duda).

En su mayoría , ciertamente trabajan un Realismo Fantástico de índole popular, sin embargo algunas se encuentran muy contaminadas con elementos fantásticos , ficticios y difíciles de verificar (Contacto Ovni, Sobrenatural). La virtud de las primeras es el valor en cuanto a la actualidad de la mayoría de sus notas y diversidad de temas.

El Realismo Fantástico deberá manejar elementos consistentes, para no caer en otros géneros o corrientes literarias que lo harían insustancial como trabajo de hipótesis o tesis para lograr solución a problemas impenetrables por el momento. Es de puntualizar que este género ha sido despreciado por algunos medios periodísticos particularmente de prensa escrita y teóricos académicos que suponiendo un alto grado de instrucción, piensan que es prosaico.

Se puede muy bien pensar que existe una conspiración contra este perfil de divulgación, aún cuando de pronto les es útil para su circulación. Es necesario recalcar que el Realismo Fantástico basa su temática en un hecho o suceso en el cual existen generalmente hipótesis inusuales, extraordinarias y futuristas. Es por esto que obtiene el valor y la belleza que ha cautivado a millones de lectores en las ultimas cuatro década de finales del siglo pasado y principios primeros años de este. .

Debemos concluir entonces que hay una diferencia sustancial entre el Realismo Mágico de Gabriel García Márquez, Juan Rulfo o Carlos Fuentes , con lo Real Maravilloso de Miguel Angel Asturias y Alejo Carpentier , la Ciencia Ficción de Asimov , H.G. Wells , Ray Bradbury y Robert Heinlein con el Realismo Fantástico de Louis Pauwels , Jacques Bergier, J.J. Benites o recientemente Dan Brown y su Código Da Vinci.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Top